Rato playero y partidillo de tenis

Como ten comenté, el sábado quedé con Antonio (el compi de las clase de tenis) para echar un ratillo jugando al tenis. Al final conseguí pista para las 4 de la tarde, que el resto ya estaba alquilado y como sólo quedaban pistas para las horas en las que hay que jugar con luz artificial, pues… como que no, así que… aunque la idea era jugar de 5 a 6, llamé a Antonio para ver si le parecía bien de 4 a 5, y como dijo que OK, pues allí nos vimos a las 4 de la tarde.

El día estaba algo raro, con niebla marinera (taró), que por cierto servía para refrescar algo el ambiente, pero a mi me fastidió un poco, no en el tenis, si no antes, cuando llegamos de la excursión a la Stupa de Vélez, ya que me fui un ratillo a la playa y como había niebla (ver la foto 1), pues… de tomar el sol, nada de nada. Pero el baño no lo perdoné, al principio el agua estaba fresquita, pero después ya no se notaba la diferencia y como fuera no hacía demasiado calor, pues… no se estaba mal. Como la niebla estaba metida en la playa, cuando fui a por Mari Carmen para irnos a la playa, allí estaba ella preparada con la sombrilla, y es que ni se creía que había niebla, ya que allí el sol era bastante fuerte, después cuando empezamos a bajar hacia la playa, se convenció de que en realidad tenía que haberse llevado un abrigo más que el bikini… jejeje

Foto1417_lr
Foto 1. El sábado el día estaba con mucha niebla

Bueno, después de estar un rato, nos volvimos, porque no era plan de que nos quemásemos por no llevar protección solar, jejeje. No, en serio, después del baño que me di, y como Mari Carmen ni se quitó la ropa pues… nos fuimos, además de que había quedado a las 4 con Antonio y ya eran casi las 3, así que… menos mal que el día estaba así, porque si llega a estar clarito y con el sol radiante, hubiera dado más coraje tener que irse (no hay mal que por bien no venga que dice el refrán).

En el tenis, después de un ratillo calentando, nos pusimos a echar un partidillo, y la verdad es que nos quedamos con ganas de haber seguido jugando, que cuando uno calienta es casi cuando se tiene que ir. La cosa es que echamos un set y algo más, en el primer set, Antonio ganó por 6-3 y en el segundo, quedamos 1-3 a mi favor, aunque el último juego lo ganó Antonio, así que… lo mismo de haber seguido lo hubiera ganado él, que esto de jugar "en serio" se ve que no se me da bien… ¿será por el saque? en fin, que como estoy acostumbrado a pelotear y normalmente flojillo, pues… le pierde uno el hilo, jejeje (alguna excusa me tendré que buscar, ¿no? o es que directamente voy a decir que soy malo, jejeje)

Bueno, ya tendremos otro día la revancha y seguramente serán dos horas, para que no nos quedemos a medias.

Por cierto, el lunes he quedado con Diego, al que no conozco personalmente, pero hemos contactado por medio de Laura, del polideportivo, ya que este hombre viene los fines de semana y no suele encontrar con quién jugar, y ya quedamos para el lunes de 5 a 7 (dos horas), a ver cómo juega, bueno, más bien, a ver por cuánto me gana, porque visto lo visto…

Y esto es todo para el sábado 31 de Octubre de 2009.

Nos vemos.
Guillermo
Terminado de escribir el domingo 1 de Noviembre de 2009 a las 15.09, pero publicado con fecha del sábado 31 a las 17.00.

Esta entrada fue publicada en fotografía, mis cosas y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.